Resultados 1 al 1 de 1

Tema: Esencias y contrastes y diferencias

  1. #1
    Registrado
    Fecha de ingreso
    15 ene, 07
    Ubicación
    Valdemaqueda. Madrid. España
    Mensajes
    3,266

    Predeterminado Esencias y contrastes y diferencias

    “Los negros antifaces de las damas nos recuerdan mejor sus claros rostros. Quien quede ciego nunca olvidará el tesoro perdido de la vista. Enséñame a la dama más hermosa: su belleza me hará evocar a aquella cuya hermosura excede a las demás” (William Shakespeare, Romeo y Julieta)

    Que el tiempo discurra con prioridad sobre el discurso espacial (*), esto es, que el tiempo sea esencialmente primero a un espacio que es puesto, por principio y sin lugar a réplica, detrás de él, por más intuitivo y asimilable que resulte, es una reflexión que me despierta extrañeza y no pocas sospechas. Creo que es una noción irreflexiva y contraria a lo que sea el tiempo, si es que, dado como están las cosas, es en lugar de no serlo.

    Tuve un amigo, hace tiempo, que sufrió un grave accidente de moto. Quedó totalmente ciego, perdió un ojo y, para colmo de males, también perdió el gusto y el olfato.

    Por aquel entonces, a una de mis hermanas le inquietaba qué veía mi amigo. “¿Ve negro?”, me preguntaba, a lo que, sorprendido, respondía, “no, no hay ver; la vista no está disponible”.

    No es que mi amigo no viese lo que pudiera ser visto, el problema era más complejo Para dar cuenta de él había que llevar el conflicto un poco más lejos (**). La contradicción venía puesta, no podría ver, ver no llegaba a ser; no-ver era donde, en la mayor parte de nosotros, es.

    (*) A primera vista, el espacio, al ser discursivo o, dicho de otra manera, ser recorrido, tendría consigo el tiempo. Sería en él, por decirlo de cierta manera, o, por decirlo de otra, sería durante el tiempo que fuera. Hasta aquí, no se dice absolutamente nada de qué sea el tiempo. De tanto entretenernos, el tiempo se ha escapado de las manos.

    El tiempo, así visto, es algo que es (***), que, hablando de cara al asunto y sin privilegios, ha sido. Sin embargo, la disposición a cosas que son no es la misma que la disposición a cosas que no son. La naturaleza humana sólo reconoce las cosas en positivo, si son, de alguna manera, ahí puestas; si, por el contrario, no están ahí puestas, quedan como nada, no logran añadirse a un término que sea extendido.

    (**) Como ocurre con la mayor parte de los problemas (****), no hay que llevarlo infinitamente lejos; el problema, si es lo suficientemente reflexivo, tiene solución y topa con un límite.

    (***) El ser del ser no es un juego de palabras, sino que está primeramente dirigido a qué es, el paso de ser a ser algo.

    (****) Hay otros problemas; los menos, y, filosóficamente, los más sabrosos, no tienen solución. Por mucho que la reflexión se esfuerce, no va a resolverlos, y, de pretender hacerlo, será una solución transitoria e inesencial. Los auténticos problemas son los que no tienen solución, podríamos decir que son los únicos problemas.
    Última edición por ALBERTO RODRIGUEZ-SEDANO; 07/09/2018 a las 09:32

Temas similares

  1. Diferencias
    Por Arielo en el foro Diseño del arte
    Respuestas: 63
    Último mensaje: 09/03/2008, 16:56
  2. Contrastes
    Por Sadness en el foro Poesia
    Respuestas: 3
    Último mensaje: 24/02/2007, 17:53
  3. Filosofia, Esencias Y Ciencia
    Por sedanini en el foro Filosofia
    Respuestas: 2
    Último mensaje: 04/01/2007, 09:30
  4. Diferencias
    Por rapipu en el foro Chistes
    Respuestas: 1
    Último mensaje: 14/06/2005, 14:09
  5. Diferencias
    Por basileia en el foro Amor y Pareja
    Respuestas: 7
    Último mensaje: 11/06/2005, 19:26

Permisos de publicación

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •