Resultados 1 al 4 de 4

Tema: Pelusium, la batalla que los persas ganaron a los egipcios lanzndoles gatos

  1. #1
    Registrado
    Fecha de ingreso
    24 nov, 14
    Mensajes
    176

    Predeterminado Pelusium, la batalla que los persas ganaron a los egipcios lanzndoles gatos


    El asedio de Pelusium por Cambises (Jean-Marie Lenoir)/Imagen: dominio pblico en Wikimedia Commons (https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=56013586)

    El aeropuerto JFK de Nueva York abrir una terminal exclusiva para mascotas (http://www.labrujulaverde.com/2015/09/el-aeropuerto-jfk-de-nueva-york-abrira-una-terminal-exclusiva-para-mascotas)



    Arquelogos descubren los ms antiguos jeroglficos monumentales egipcios (http://www.labrujulaverde.com/2017/06/arqueologos-descubren-los-mas-antiguos-jeroglificos-monumentales-egipcios)




    A lo largo de la Historia, los hombres no han tenido bastante con despedazarse mutuamente en un sinfn de guerras sino que han incorporado a las matanzas todo tipo de animales, desde los ms ortodoxos como caballos, mulas, elefantes y perros a otros algo ms raros, caso de cerdos envueltos en fuego (http://www.labrujulaverde.com/2017/03/el-uso-de-cerdos-en-llamas-contra-elefantes-de-guerra-durante-la-antiguedad-y-la-edad-media), aves en llamas para incendiar techumbres (aparte de palomas mensajeras), ganado bovino (en estampidas provocadas ad hoc), abejas o serpientes (lanzados en tarros contra barcos o fortificaciones enemigas). Pero probablemente uno de los ms inauditos empleados en esos blicos menesteres haya sido el gato.

    A priori resulta un tanto desconcertante imaginar en combate felinos que no sean fieras mayores -por ejemplo, se cuenta que Ramss II tena un len amaestrado que luch a su lado en la Batalla de Kadesh y no faltan casos similares con tigres o leopardos- y no parece que las uas de un gato tengan poder suficiente para enfrentarse a un guerrero. Sin embargo, existe al menos un caso en el que esa especie fue responsable de la captura de una ciudad: la Batalla de Pelusium.



    Ramss II y su len amaestradoPelusium o Pelosio era una urbe del Bajo Egipto, situada en el Delta del Nilo, aunque ese nombre derivaba del griego y se lo dieron posteriormente los autores clsicos; el verdadero era Per-Amn. A mediados del siglo VI a.C. poco quedaba del antiguo esplendor egipcio; amenazado por el expansionismo persa, ningn faran posea ya fuerza suficiente como para impedir no ya que sus fronteras fueran rebasadas sino incluso la prdida de algunos puntos de su propio territorio. Fue lo que pas con Pelusium, si damos veracidad al relato de Herdoto, no confirmado por el registro arqueolgico.



    En el ao 526 a.C. subi al trono Psamtico III, hijo de Amosis II, de la XXVI dinasta. El perodo de gobierno de este ltimo haba sido prspero y largo, de ms de cuarenta aos, lo que demuestra su buen hacer porque aunque noble no tena sangre real y haba accedido al poder en un golpe militar. La influencia de Egipto con Amosis lleg hasta lugares como Chipre por el norte, Cirene por el oeste y la primera catarata por el sur, pero por oriente ya asomaba el Imperio Persa.


    El faran Psamtico III/Foto: Juan R. Lzaro en Wikimedia Commons (https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=26251952)Herdoto narra una curiosa causa como desencadenante de todo: Amosis haba enviado un mdico egipcio -tenan gran fama en todo el mundo- a la corte de Cambises II, pero el galeno (probablemente un oftalmlogo, segn algunos estudiosos), resentido por esa misin forzada, decidi vengarse sembrando la cizaa entre los dos reyes y sugiri a su nuevo amo que pidiera al faran la mano de su hija, consciente de que la propuesta no gustara a ste. As fue; Amosis prefiri enviar a la hija de su derrocado predecesor hacindola pasar por suya pero ella revel la verdad a Cambises, que se sinti insultado.
    Ese recurso al elemento distorsionador de las relaciones diplomticas es clsico y Herdoto insiste en l con la historia de un consejero del faran, un mercenario griego llamado Fanes de Halicarnaso que tambin habra buscado amparo en Persia tras unas desavenencias con Amosis, informando a Cambises de todos los detalles necesarios para iniciar la conquista de Egipto. Por supuesto, haba razones ms profundas -econmicas y polticas- para iniciar la campaa y fue bajo el reinado de Psamtico III cuando lleg el desastre.


    Cambises mata al buey sagrado (grabado decimonnico)/Imagen: EON Images (http://www.eonimages.com/media/5c209124-3ac0-11e0-ab86-8f9e947f9cfc-cambyses-ii-kills-sacred-bull)El joven e inexperto faran no poda compararse a una figura del relieve de Cambises II, el heredero de Ciro el Grande y tan dispuesto como l a ampliar sus dominios. Egipto era ya el nico estado que permaneca independiente en la zona, por lo que su conquista era cuestin de tiempo. En el ao 525 a.C. el ejrcito persa dio el paso y atraves la Pennsula del Sina ayudado logsticamente por las tribus indgenas. La nica posibilidad del faran era recabar ayuda de las ciudades griegas con las que mantena buenas relaciones comerciales pero result que stas se unieron a Cambises con sus respectivas flotas, con lo que la suerte del pas africano estaba echada.



    Psamtico se puso al frente de sus hombres para intentar detener el avance del enemigo y Pelusium fue el escenario del choque. Aunque se desconoce el nmero de efectivos de ambas partes, el historiador griego Ctesias cuenta en su obra Prsica que tanto egipcios como persas contaron con aliados extranjeros y mercenarios: jonios y carianos los primeros, otros griegos y beduinos los segundos. La lucha fue sangrienta pero no hubo color; en esa poca el Imperio Aquemnida era la principal potencia del mundo conocido y militarmente Egipto no era rival.


    El Imperio Aquemnida/Imagen: William R. Shepherd en Wikimedia Commons (http://cala.unex.es/cala/epistemowikia/index.php/Archivo:ImperioPersa-mapa.jpg)As, las tropas persas arrasaron las formaciones de los egipcios, que mostraron una tremenda turbacin al ver que el adversario luca en sus escudos la imagen de Bastet, la diosa del panten egipcio que encarnaba la armona y la felicidad y cuya representacin iconogrfica tena forma de gata (o de mujer con cabeza de felino y llevando un sistro). Segn otra versin, no eran imgenes pintadas sino gatos atados a manera de armaduras vivientes, que provocaron la reticencia de los soldados a golpear contra aquella desconcertante defensa, lo que constituy una de las causas de la derrota.
    El caso es que Herdoto pone la ttrica imagen de un mar de crneos (segn dice, los egipcios se distinguan por tener la piel ms dura, resultado de su costumbre de raparse desde pequeos), mientras Ctesias detalla que los persas les causaron cincuenta mil bajas por slo siete mil propias. Incapaz de resistir el empuje enemigo, Psamtico y los supervivientes tuvieron que dar media vuelta en una dramtica retirada -prcticamente un slvese quien pueda- y ponerse a salvo tras las murallas de Pelusium.

    Una representacin de Bastet/Foto: Zazzle (https://www.zazzle.se/egyptisk_kattgudinna_poster-228164995930395424)Cabra esperar entonces el inicio de un asedio pero resulta que tampoco fue necesario, de nuevo gracias a los gatos y esta vez autnticos. Lo cuenta Polieno, un general y abogado macedonio del siglo II d.C. que escribi un tratado militar en ocho libros titulado Estratagemas (del que nicamente quedan referencias porque se ha perdido), y que explica que los persas lanzaron sobre las almenas aquellos animales que los egipcios consideraban sagrados, para obtener una especie de fuego de cobertura en sus asaltos. Fundamentalmente eran gatos, que, en efecto, paralizaron las acciones egipcias y les llevaron a abandonar la fortaleza, continuando su desbandada hasta Menfis.


    Cambises captura a Psamtico (relieve persa)/Imagen: dominio pblico en Wikimedia Commons (https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=5928705)En cambio, Herdoto no menciona esa inslita tctica pero s otra igualmente desmoralizante: Cambises mand profanar la tumba de Amosis y quemar su momia. A continuacin, tras tomar Pelusium, envi un heraldo a Menfis para negociar su rendicin pero los egipcios lo mataron, as que se desat una autntica venganza en la que murieron diez egipcios por cada persa, bien en combate, bien en ejecuciones posteriores, sumando unas dos mil personas de la lite menfita: sacerdotes, nobles, altos funcionarios e incluso uno de los hijos del faran. Claro que el historiador griego slo recoge la versin de los perdedores.
    Menfis cay, pues. Psamtico fue hecho prisionero y sometido a la humillacin de ver a su hija obligada a trabajar recogiendo agua del Nilo y a su hijo encadenado y enjaezado como una montura antes de perder la vida. Por contra, segn la tradicin persa, l fue bien tratado hasta que ms tarde, al descubrirse su participacin en una rebelin contra el invasor, se suicid -o fue obligado a ello-, poniendo fin a su dinasta y abriendo paso a la XXVII, la Aquemnida, que durara hasta el 404 a.C.

    El encuentro entre Cambises II y Psamtico III (por Adrien Guignet)/Imagen: dominio pblico en Wikimedia Commons (https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=30405983)Todava quedara resear un fascinante eplogo recogido tambin por Herdoto: el del ejrcito persa enviado para apoderarse del oasis de Siwa, donde se ubicaba el famoso Orculo de Amn, el mismo que luego visitara Alejandro Magno para investirse de mistrica divinidad. Como ese lugar est tierra adentro, en pleno desierto, los soldados de Cambises fueron sorprendidos por una tormenta de arena que los hizo perderse para siempre. Probablemente sea una leyenda, tpica pero tan fascinante que son muchos los que han intentado encontrar sus restos y en 2009 una expedicin arqueolgica italiana hall huesos humanos junto a armas (http://www.labrujulaverde.com/2009/11/el-ejercito-perdido-de-cambises) y adornos de bronce identificados como aquemnidas.

    Fuentes: Los nueve libros de la Historia (http://amzn.to/2tXaYfU) (Herdoto)/The complete fragments of Ctesias of Cnidus: translation and commentary with an introduction (http://etd.fcla.edu/UF/UFE0022521/nichols_a.pdf) (Andrew Nichols)/Stratagems (http://www.attalus.org/info/polyaenus.html) (Polyaenus en Attalus)/The world of Ancient Egypt. A Daily Life Encyclopedia (https://books.google.es/books?



  2. #2

    Predeterminado Re: Pelusium, la batalla que los persas ganaron a los egipcios lanzndoles gatos

    Cuando he ledo el ttulo de este tema me he quedado de piedra, pero parece ser que no es una broma, sino que de verdad se utilizaron gatos para pelear contra el enemigo. La verdad que podra ser una buena estrategia para que los defensores se pusieran a acariciar gatos y se descuidasen. Bromas aparte, la utilizacin de animales para la guerra es algo que desde siempre se ha estado utilizando como un factor sorpresa o para intimidar, como los tigres o elefantes, pero gatos??

  3. #3

    Predeterminado Re: Pelusium, la batalla que los persas ganaron a los egipcios lanzndoles gatos

    Yo me quedo de piedra!!

  4. #4
    Registrado
    Fecha de ingreso
    11 jun, 18
    Ubicacin
    el Cromosoma 13, Monosoma Parcial 13q parece ocurrir al azar, sin razn aparente (espordica).
    Mensajes
    11

    Predeterminado Re: Pelusium, la batalla que los persas ganaron a los egipcios lanzndoles gatos

    No conocia esta historia, pero me parece fascinante.
    Es impresionante la creatividad que desarrolla el ser humano para la guerra

Temas similares

  1. NUNCA ganaron en ROLAND GARROS
    Por Emeric en el foro Deportes
    Respuestas: 1
    ltimo mensaje: 05/06/2014, 09:57
  2. FARAONES egipcios ALUDIDOS o NOMBRADOS en la Biblia
    Por Emeric en el foro Religin y Teologa
    Respuestas: 118
    ltimo mensaje: 07/01/2014, 15:35
  3. gatos
    Por ccarbonell en el foro Mascotas
    Respuestas: 0
    ltimo mensaje: 25/04/2012, 14:20
  4. Los Faraones egipcios aludidos o nombrados en la Biblia
    Por Emeric en el foro Religin y Teologa
    Respuestas: 22
    ltimo mensaje: 20/03/2012, 07:25
  5. Los GATOS y yo ...
    Por Emeric en el foro Mascotas
    Respuestas: 10
    ltimo mensaje: 20/11/2007, 11:36

Permisos de publicacin

  • No puedes crear nuevos temas
  • No puedes responder temas
  • No puedes subir archivos adjuntos
  • No puedes editar tus mensajes
  •